1º de Grado·Filosofía de la naturaleza·Pitágoras

Pitágoras y los pitagóricos

El secreto era una regla básica de los seguidores de Pitágoras, por lo que no hallamos una divulgación demasiado verídica de las teorías de Pitágoras, dada la cuestionable veracidad de los fragmentos que se conservan.

 

El pitagorismo se nos presenta como un conjunto un tanto heterogéneo, que abarca junto a principios filosóficos, elementos más científicos, fundamentalmente en el campo de la matemática y la astronomía, y así mismo aspectos religiosos que lo ponen en relación con el orfismo, sin olvidar un componente político.

Los seguidores de Pitágoras centran su interés en la vida espiritual y en la búsqueda de un modo de conducta que los lleve a su propia salvación. Pitágoras fundó en Crotona una especie de secta, a medias filosófica, a medias religiosa.

Característica de este primer pitagorismo parece ser la afirmación del parentesco entre todos los seres vivos, poseedores de alma inmortal que transmigra de unos a otros, por lo que la historia es un conjunto de repeticiones en las que no hay nada nuevo. Esto derivaba, según algunos testimonios, en abstinencias de carne u otros alimentos; así mismo, parece que junto a estas reglas se daban otros preceptos y prohibiciones propios de una religiosidad primitiva.

 

Los propósitos básicos de los primeros pitagóricos eran la contemplación (theoría), concebida como búsqueda de la verdad; la concepción del universo como kosmos, es decir, conjunto armónico y ordenado, y la búsqueda de la purificación (kátharsis), especialmente por medio de la música.

Para los pitagóricos, especialmente para los más antiguos, las matemáticas eran algo mágico y místico, alrededor de la cual giraban series de juramentos y rituales.

 

Los pitagóricos creían, en primer lugar, en la ecuación de las cosas con los números: es decir, los números no solo constituían el plan sobre el que se organizaba el mundo, sino que consideraron que las unidades tienen magnitud corpórea y, por tanto, configuran el mundo también de forma material.

Para explicar la forma en que de los números se generan las cosas, los pitagóricos recurren a una visión dualista de la realidad basada en una serie de contrarios básicos (límite/ilimitado, par/impar) referidos a ámbitos distintos, pero siempre uno bueno y otro malo. Así, el límite y el par son buenos, y sus contrarios son malos.

Consideraron también que a partir del número se podían generar figuras geométricas: a partir de un número, es decir, de un punto, se generan líneas, de éstas, superficies; de éstas, volúmenes, y de ellos, cuerpos sensibles.

 

Los pitagóricos (para quienes el límite es masculino y lo ilimitado, femenino) concibieron que el límite puso en lo ilimitado una semilla, en torno de la cual se fue configurando el universo.

A partir del concepto de vacío, los pitagóricos pueden explicar la existencia de unidades discretas, ya que es el vacío el que actúa de límite entre ellas.

 

En su concepción cosmológica, la tierra no ocupa el centro del universo, sino que es el fuego el que se encuentra en esta posición. Alrededor de este fuego central se encuentran la antitierra, la Tierra, la luna, el sol, y los cinco planetas conocidos entonces. El conjunto se hallaba rodeado por una esfera exterior de fuego, la de las estrellas fijas.

En creencias como las pitagóricas, en las que la salvación era algo esencial, se concebía el alma como una chispa del alma divina y universal que está contaminada por su asociación con la materia corporal. Así pues, el conocimiento del cosmos divino es el modo de desarrollar lo divino que hay en uno.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s